El cubismo en poesía y en pintura, 1


Georges Braque "Still Life with Violin"

En De Torre, Guillermo. Historia de las literaturas de vanguardia. Madrid: Guadarrama, 1965.

Entre 1907 y 1908, Picasso compone varios paisajes […] donde la dislocación formal es acusada geométricamente. Y asimismo Braque, más bien bajo la influencia de Cezanne, ejecuta otros paisajes de análoga estructura.

232

Al exponerse en el Salón de otoño de 1908, Matisse que formaba parte del jurado, los clasifica de “caprichos cúbicos”.

 232

Aunque en rigor la calificación de cubistas convenga únicamente a algunos cuadros iniciales de tal estilo […], cubismo fue en adelante aquel arte de descomponer y recomponer la realidad. Sus principios o rasgos capitales pudieran sintetizarse así: bidimensionalismo, compenetración de planos, simultaneísmo de visión, color local.

233

Bateau Lavoir in Paris, France

Image via Wikipedia

La literatura contribuye en gran medida a dar coherencia y sentido a tal estilo. Tanto de un modo teórico como anecdótico.
De Torre se refiere a la reunión de poetas y artistas plásticos en grupos mixtos, informales (sin el rasgo sectario típico de otras corrientes vanguardistas), como el Bateau-Lavoir.

233

Pintores y poetas tienden a librarse del objeto y a eliminar lo anecdótico, tanto en la lírica como en la plástica. “El cubismo —ha escrito Cassou— es un estilo de ruptura intelectual, y sus obras se presentan como combinación de formas discontinuas. Por ello éstas se aproximan a la poesía moderna que huye del discurso, de la regularidad métrica, de la puntuación y se manifiesta en forma de fragmentos o instantáneas”.

235

Ciertas constantes son advertibles aun en las muestras tan diversas de poetas como Apollinaire, Max Jacob, Cendrars, Reverdy y Cocteau. Por ejemplo, el predominio […] de la realidad intelectual sobre la realidad sensorial. Se pretendía una […] transposición de los hechos y formas del mundo exterior, pero no según se ofrecen a los sentidos, sino como son captados por el espíritu; de tal modo que el resultado […] fuera no un reflejo más o menos subjetivo, sino un equivalente poético.

238

The Basket of Apples, 1890-1894, Art Institute...

Image via Wikipedia

Por ello, los poetas de este grupo compartían la admiración de los pintores por la obra de Cézanne. Una manifestación de esto, en tierras mexicanas, podríamos hallarlo en “Cézanne”, poema de Xavier Villaurrutia:

Deshace julio en vapor los cristales
de las ventanas del agua y del aire.

En el blanco azul tornasol del mantel
los frutos toman posturas eternas
para el ojo y para el pincel.

Junto a las naranjas de abiertos poros
las manzanas se pintan demasiado,
y a los duraznos, por su piel de quince años,
dan deseos de acariciarlos.
Los perones rodaron su mármol transparente
lejos de las peras pecosas
y de las nueces arrugadas.

¡Calor! Sin embargo, da pena
beberse la “naturaleza muerta”
que han dejado dentro del vaso.

“El arte tiene por finalidad, no reconstruir un aspecto de la naturaleza, sino constituir sus aspectos plásticos, y el hecho artístico así constituido llegar a ser un aspecto creado por el espíritu” Léonce Rosenberg, 1920.

238

Estas características permiten a la obra de arte constituirse en un objeto autónomo, como lo expresa Max Jacob en el prólogo de El cubilete de dados (Le cornet a dés, 1917):

“Una obra de arte vale por ella misma y no por las confrontaciones que pueden hacerse con la realidad”.

239

El arte de suprimir, seleccionar y combinar en el cubismo:

Eliminación de lo anecdótico y lo descriptivo, si bien esto no se cumple; de hecho, se reemplaza mediante el fragmentarismo y la elipsis. El poema queda así reducido a una sucesión de anotaciones, una presentación de estados de ánimo, sin visible enlace causal.

240

Los recuerdos van o vienen del presente al pretérito, confundiendo sus itinerarios.

241

Paul Dermée, poeta del grupo:

“Nada de ideas. Nada de desarrollo. Nada de lógica aparente. Nada de imágenes comprobables por la plástica. Hay que dejar al lector sumido en su yo profundo. Dar al lector imágenes hiperrealistas”.
L’Esprit Nouveau, núm. 1, 1920. De Torre hace notar la cercanía de estas ideas al surrealismo.

242

El designio de proscribir el tema, calificado desdeñosamente como anecdótico. En rigor no fue así; se produjo más bien el abandono de toda efusión subjetiva pura o, aun más exactamente, su enmascaramiento bajo una dilatación, una supervaloración de los elementos del mundo exterior. Sin duda, hay un menos precio de lo sentimental; mas no del sentimiento mostrenco o comunal. De tal suerte se deja a un lado la cantera tradicionalmente más cuantiosa, la erótica. […] En compensación, se exaltan ciertos aspectos de la vida múltiple, multánime más que unanimista, del entonces amaneciente y deslumbrante maquinismo.

244

Paul Neuhuys en 1922:

“La risa caracteriza a los poetas actuales; pero es una risa que no procede de la ironía amarga y que no es tampoco efecto del optimismo. Es una risa que deriva irresistiblemente de la vida instantánea y simultaneísta del mundo”.

Y Paul Éluard, uno de los grandes poetas del grupo surrealista:

“Los poetas del siglo XX […] saben reír y no se toman desesperadamente en serio”.

247

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: