Algunas figuras de dicción


Fuente principal: Pujante, David: Manual de retórica, Madrid: Castalia, 2003.

El esquema original abarca mucho más; yo me limité a tratar de elegir las figuras que los lectores solemos encontrar con más frecuencia. Como sea, considero que su sistema es mucho más satisfactorio que el de la Retórica general del Grupo Μ.

  • POR ADICIÓN
    • REPETICIÓN DE UNA PALABRA
      • REPETICIÓN ESTRICTA
        Geminacion: “Amor, amor, un hábito vestí” (Garcilaso).Anadiplosis: Coinciden final y principio de un grupo sintáctico o métrico: “a mi ninfa dile, dile que muero” (Villegas).Redición: una misma expresión se repite distribuida a lo largo de unos versos, un párrafo, etc.: “todas las estrellas, todas / las esquilas, las estrellas, / todas las estrellas, todas / las campanas; las esencias” (JRJ).Anafora: Repetición al comienzo de una serie: “en pájaro o fuente, / en árbol o en roca” (Rosalía de Castro: “Por las orillas del Sar”).
      • REPETICIÓN RELAJADA
        Paronomasia: Acercar palabras de sonido semejante:y mi voz que madura
        y mi voz quemadura
        y mi bosque madura
        y mi voz quema dura (Xavier Villaurrutia: “Nocturno en que nada se oye”)Sinonimia: “Corre, acude, vuela” (Fray Luis: “Profecía del Tajo)
    • ACUMULACIÓN DE GRUPOS
      • ACUMULACIÓN COORDINANTE
        Enumeración:Con la punta de tus dedos
        pulsas el mundo, le arrancas
        auroras, triunfos, colores,
        alegrías: es tu música. (Pedro Salinas, de La voz a ti debida)Paralelismo: series que se asemejan por la estructura y el significado:Hay canas en mi cabeza, hay en los prados escarcha,

        Mas yo prosigo soñando, pobre, incurable sonámbula,

        Con la eterna primavera de la vida que se apaga

        Y la perenne frescura de los campos y las almas,

        Aunque los unos se agostan y aunque las otras se abrasan.

        (Rosalía de Castro: “Dicen que no hablan las plantas…”).

        Distribución: Se dice algo de cada uno de los términos enumerados, que se suceden a distancia:

        Dadme un espeso corazón de barro,

        dadme unos ojos de diamante enjuto,

        boca de amianto, congeladas venas,

        duras espaldas que acaricie el aire.

        (Ángela Figuera Aymerich, “Belleza cruel”)

      • EPÍTETO
        El tipo más conocido de acumulación subordinante: “Remedios, la Bella”.
      • POLISÍNDETON
        Coordinación con valor retórico:Ni nardos ni caracolas
        tienen el cutis tan fino,
        ni los cristales con luna
        relumbran con ese brillo
        (García Lorca, “Romance de la casada infiel”)
  • POR DETRACCIÓN
    • ELIPSIS
      Gracián: “Lo bueno, si [ es] breve, [ es] dos veces bueno”.
    • ASÍNDETON
      Enumeración en la que se omiten coordinaciones: el famoso mensaje de Julio César, “Vine, vi, vencí”.
  • POR ORDEN
    • HIPÉRBATON
      Como el toro he nacido para el luto
      y el dolor, como el toro estoy marcado
      por un hierro infernal en el costado
      (Miguel Hernández)
    • ISOCOLON
      Paralelismo en la prosa:

      “Todas las cosas quieren persistir en su ser”, ha escrito Baruch Spinoza; quizá el Emperador y sus magos creyeron que la inmortalidad es intrínseca y que la corrupción no puede entrar en un orbe cerrado. Quizá el Emperador quiso recrear el principio del tiempo y se llamó Primero, para ser realmente primero, y se llamó Huang Ti, para ser de algún modo Huang Ti, el legendario emperador que inventó la escritura y la brújula. (Borges, Otras inquisiciones).

3 comentarios to “Algunas figuras de dicción”

  1. Si es que no has leído la novela ‘Los detectives salvajes’ de Roberto Bolaño, te doy el dato de que en la segunda página hay unos párrafos sabrosos acerca de figuras de dicción y taxonomía poética. En realidad, toda esa sección -correspondiente al día 3 de noviembre- es una delicia de lectura. Bueno, hay otras no menos sabrosas. Por ejemplo, esa -día 18 de diciembre- sobre la clasificación de los poetas. Saludos. Felicidades. LIno

    • Muchas gracias por tus comentarios y aportes. En particular, por el dato de la novela de Roberto Bolaño… Esto de las figuras retóricas… Debemos conocerlas quienes nos dedicamos a estos temas, pero algunas parecen nombres de enfermedades, como la anadiplosis. Y Anafilaxia ¿no podría ser el nombre de una emperatriz bizantina que persiguió a los iconoclastas?
      Por otro lado, debo disculparme por los desbarajustes en lo que sería la composición tipográfica de esta y otras entradas (si la entrada fuera una página impresa). Trataré de arreglarla.

  2. Raúl, estas entradas sobre figuras retóricas son bienvenidas para mí. Me hacen refrescar conocimientos teóricos un tanto o bastante olvidados. Además, las ejemplificas con tan bellas citas, que es un placer leerlas. Gracias. Saludos y felicidades. Lino

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: