P. Bourdieu tuvo que haber leído a A. Castro


Los castellanos no acostumbraron tener en mucho las riquezas, mas la virtud; nin miden la honor por la quantidat del dinero, mas por la qualidad de las obras fermosas; por ende las riquezas non son de allegar en esta materia ⁅no son pertinentes para discutir cuestiones relativas al honor⁆, casi por las riquezas midiésemos los asentamientos ⁅Castro explica: “las precedencias”⁆, Cosme de Médicis, o otro muy rico mercadero, precedería por ventura a algún duque.

Don Alonso de Cartagena, obispo de Burgos, en el Concilio de Basilea, 1434. En Castro, Américo: España en su historia, Crítica, 1983, Ed. original: Losada, 1948, p.27.

Anuncios
Etiquetas: , ,

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: