Incertidumbre y desencanto en la Edad Barroca europea


Anónimo - La vanidad de la vida

Anónimo – La vanidad de la vida (Photo credit: Wikipedia)

“No podría concebirse especie alguna de desgracia o miseria que no se hallara concitada en este siglo en que las ciencias y las artes se vieron reanimadas y restauradas (…). Todo anda en confusión y en desorden; nada es como debía ser”. Loys Le Roy, De la vicissitude ou variété des choses en l’univers, 1575, en Sebastian Neumaster, “Renacimiento y barroco. Algunos temas de comienzos de la Edad Moderna”, Akal Historia de la Literatura, vol. III, p.12.

✽ ✽ ✽ ✽ ✽ ✽ ✽ ✽ ✽ ✽ ✽ ✽ ✽

Fragmento de An Anatomy of th World

John Donne, 1611 (Completo, en http://en.wikisource.org/wiki/An_Anatomy_of_the_World%E2%80%94The_First_Anniversery; comentario en http://longsworde.wordpress.com/2010/10/30/preview-of-an-anatomy-of-the-world/).

And new philosophy calls all in doubt,
The Element of fire is quite put out;
The Sun is lost, and th’earth, and no mans wit
Can well direct him where to look for it.
And freely men confesse that this world’s spent,
When in the Planets, and the Firmament
They seeke so many new; and then see that this
Is crumbled out againe to his Atomies.
‘Tis all in pieces, all cohaerence gone;
All just supply, and all Relation;
Prince, Subject, Father, Sonne, are things forgot,
For every man alone thinkes he hath got
To be a phoenix, and that then can bee
None of that kinde, of which he is, but hee.

✽ ✽ ✽ ✽ ✽ ✽ ✽ ✽ ✽ ✽ ✽ ✽ ✽

Es todo vanidad

Andreas Gryphius, alemán, 1616-1664. Tomado de http://www.bibliele.com/CILHT/sturm.html

Vanidad en la tierra, donde eches la mirada.

Lo que hoy éste construye, mañana aquél vulnera:

donde ahora una ciudad, habrá luego una pradera,

en que un niño-pastor jugará con su majada.

 

La pompa ahora en flor, será pronto pisoteada;

lo que hoy late y porfía, hueso y ceniza entonces:

nada eterno existe, ni el mármol ni los bronces;

por dicha que hoy sonríe, habrá pena demasiada.

 

De proezas la fama pasará como sueño.

¿Y ha de quedar, juego del tiempo, el hombre cenceño?

¡Ay!, qué es todo lo que tenemos por valioso,

 

más que nulidad mala, que sombra, polvo y viento;

más que flor de pradera, y de ella un solo encuentro.

¡Y no hay, de contemplar lo eterno, hombre deseoso!

✽ ✽ ✽ ✽ ✽ ✽ ✽ ✽ ✽ ✽ ✽ ✽ ✽

De los Pensamientos

Blaise Pascal (1623-1662)

He aquí nuestro estado verdadero. Esto es lo que nos hace incapaces de saber con certeza o de ignorar absolutamente. Estamos siempre en un vasto medio, siempre inciertos y flotantes, arrastrados de uno a otro extremo. Cualquier cabo a que pensemos ligarnos, para afianzarnos, oscila y nos abandona; y, si le seguimos, escapa a nuestras amarras, nos resbala y nos huye, en una fuga eterna. Nada se detiene para nosotros. (…) Ardemos del deseo de encontrar una base constante para edificar una torre que se eleve a lo infinito; pero todo nuestro fundamento cruje, y la tierra se abre hasta los abismos.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: